Consejos para solteras cristianas: ¡Cuidado con estos peligros durante la soltería!

consejos para solteras cristianas

Ser mujer y ser soltera es algo difícil ¡Te entiendo!. Ser una mujer de Dios y estar soltera es una condición que está llena de todo tipo de trampas, peligros y campos minados. Ahora, la gran pregunta para las solteras cristianas es: “¿qué pasa cuando no sobrellevamos bien la soltería en Cristo?”.

Amiga, no estás sola, créeme que me gustaría poder decir que siempre he manejado bien este asunto de ser una mujer soltera y cristiana, inclusive desde un punto de vista bíblico; pero si lo hiciera, francamente, estaría mintiendo.

Dios ha usado esta situación en particular en mi vida para enseñarme muchas lecciones y tratar con el(los) pecado(s) en mi vida.

Y por eso es que quiero tomarme un tiempito para poner en relieve algunos de los grandes “campos minados” o tentaciones que enfrento mientras estoy hablando y ministrando a otras mujeres en relación a la soltería.

Consejos para solteras cristianas: Ten cuidado con estas trampas y peligros

La soledad y el estar sola

A veces pienso que la soledad es uno de los mayores problemas que impulsan a las mujeres hacia las relaciones en las que ellas saben que no deben estar.

El problema es que cuando eres vulnerable y te sientes sola, la tentación es que el tener citas y/o casarse con alguien es “mejor que nada”; sin embargo, esto simplemente no es verdad.

El “Para Siempre” es un tiempo bastante largo para estar en un matrimonio infeliz cuando lo haces por todas las razones equivocadas.

La lucha contra la soledad no es cosa fácil y puede tomar tiempo y oración.

Pero es mucho mejor que busquemos nuestra alegría en Dios durante los períodos prolongados de soledad en vez de llenar el espacio con alguien al azar y espiritualmente inadecuado que nos haga llevar una vida alejada de nuestro propósito.

En fin, no te conformes con un “peor es nada”. He visto casos de solteras cristianas de 30 y tantos que esperaron en Dios y cuando menos lo esperaban salieron casaditas de la iglesia con el amor de sus vidas ¡yay!

El descontento de la mujer cristiana soltera

Este también es un tema importante para un montón de cristianos, puesto que es sumamente fácil creernos eso que “si sólo tuviera [inserta lo que consideras que te hace falta aquí] mi vida sería mucho mejor”.

Puede ser difícil confiar en Dios y recordarnos que Él está soberanamente en control de nuestra vida entera.

Advertisement

Resulta muy fácil olvidar que estamos justo donde Él espera que estemos, y es por esto que tenemos que luchar duro para recordarnos que Él tiene un plan y está usando nuestras circunstancias actuales para hacernos crecer como la persona que Él quiere que seamos. ¡Confía en Él! Él sabe lo que está haciendo.

El descontento es como una plaga que hay que cortar. Si no tenemos cuidado y permitimos que el descontento tenga lugar de manera salvaje y sin control en nuestra vida, podemos llegar a vivir enojadas, amargadas, quejándonos o deprimidas. Es algo absorbente y es horrible vivir así, destilando veneno.

Advertisement

El egocentrismo de las solteras

Convertirse en alguien a quien no se le da gusto constantemente es la maldición de las mujeres solteras.

Uno de los grandes peligros de estar soltera es que tú eres es la única que toma las decisiones, es decir, tú eliges qué hacer, tú decides lo que quieres y cuándo hacer las cosas, y así sucesivamente.

Amiga, si esto no se mantiene bajo control puede llevarte fácilmente a ser una persona autosuficiente. La vida podría convertirse rápidamente en algo donde todo es sobre ti y tus necesidades en lugar de Dios y Su voluntad.

El síndrome del impar

Ser esa “tercera persona” cuando todos tus amigos están casados puede ser una lucha para muchos, una lucha especialmente difícil en el mundo cristiano, donde parece que todo el mundo está casado, o se está casando, ¡o se casa joven!

Es así como suena tentador querer evitar a todos los casados, a las “cabeza de la fila de solteronas” en la iglesia y simplemente pasar el rato con tus amigos solteros (si es que queda alguno).

Ahora bien querida, evitar compartir con parejas casadas no va a hacer que te sientas mejor; y si lo hace, pierdes mucho que aprender. La mayoría de las personas casadas hasta pudiesen secretamente atesorar todo el tiempo libre que piensan que tienes por tu condición de soltera.

El Miedo

Miedo a ser herida de nuevo, miedo a quedarte solterona, miedo a nunca tener hijos… ¡la lista es interminable! Lo cierto es que cuando el miedo gobierna, las decisiones dudosas no se quedan atrás.

El miedo a ser herida es definitivamente algo que he tenido que trabajar seriamente para que no domine sobre mi vida, puesto que el instinto de conservación puede venir completamente a través de una actitud defensiva o de distanciamiento.

D. Ralph Davis comenta bien sobre esto cuando habla del Salmo 11 en su libro “El Camino de la Justicia en lo Sucio de la Vida”, (The Way of Righteousness in the Muck of Life).

“El instinto de conservación es importante, pero cuando yo supongo que es lo más importante, lo he hecho un ídolo… Probablemente hemos cruzado la línea de la idolatría cuando pensamos que no debemos tomar ningún riesgo. Es posible hacer un ídolo de seguridad tal que lo valoramos más que a Dios. La primera línea del salmo 11 dice que en El Señor hemos hallado refugio”.

Un recordatorio que debemos tener cuando el miedo nos está controlando, es la confianza en Dios. El miedo es una reacción comprensible a las cosas terribles que pudieron haber sucedido, pero no podemos dejar que nos domine, nos controle y nos dé forma.

En mi lucha, todavía tengo que recordarme a mí misma este versículo:

1 Juan 4:18: “En el amor no hay temor, sino que el perfecto amor echa fuera el temor, porque el temor lleva en sí castigo. Por lo tanto, el que teme, no ha sido perfeccionado en el amor”.

La “Amabilidad Innecesaria” de las solteras cristianas

Con esto me refiero a todo el conjunto de esas típicas frases y/o preguntas que suelen resultar bastante tediosas: “¿Todavía no tienes novio?”, “Es que solo quiero verte feliz con alguien”, “se te están pasando los años”… ¡Qué fastidio! ¿Verdad?

Así que para todas aquellas personas que “por amor” pudiesen no estar usando sus palabras con sabiduría, por favor, consideren su peso.

Y en cuanto a todos esos “amigos casamenteros” o que se la tiran de cupidos, por favor, pregúntale a tu amigo soltero si es esa actitud lo que espera de ti antes de que lo satures con una versión de “buscando pareja” tipo reality show.

La Pornografía y Masturbación en las solteras cristianas

Es un mito común que estas sean sólo una situación que enfrentan los hombres o personas problemáticas; son muchas las mujeres que también luchan con ello.

Hay un libro muy bueno en PDF llamado “Porn Again Christian” que aunque fue escrito para los hombres, es realmente muy útil para las mujeres.

La idolatría de cualquier tipo, inclusive este tipo de inmoralidad sexual, debe ser combatida con el arrepentimiento, la oración y la buena rendición de cuentas.

Por difícil que resulte, necesitas encontrar a alguien de confianza y hablar de ello, poner algunos límites en su lugar y asegurarte de que te mantenga a cuentas. Si no te ocupas de esto siendo soltera, la pornografía y masturbación te seguirán hasta el matrimonio y contaminará tu intimidad de pareja.

Como siempre, y ante todo, es vital que conozcamos nuestros puntos tanto fuertes como débiles, para que de esta manera construyamos una buena rendición de cuentas en nuestras vidas.

QUIZÁS TE INTERESE LEER: Soltera pero apartada: No negocies tu bendición

5 Verdades para solteras cristianas: Consejos para llevar una soltería saludable

consejos para solteras cristianas mujer

Verdad#1: Ser una mujer soltera no implica parecer desesperada

Es natural querer tener pareja, querer encontrar a ese hombre ideal con quién compartir. Sin embargo, ¡mucho cuidado! Evidentemente para encontrarlo o, mejor dicho, “ser encontrada” por él, debes mostrar que estás disponible y eso está bien (que el chico en cuestión no es adivino), pero debes saber que mostrarte disponible NO significa que debas parecer desesperada.

Lamentablemente muchas mujeres solteras no saben distinguir la diferencia entre ambas posiciones, y es triste porque en la mayoría de los casos esto puede deberse a temas de baja autoestima o que no se valoran lo suficiente, y esto las hace vulnerables a ser usadas por chicos con no muy buenas intenciones, generando esto cicatrices en su corazón.

Así que amiga, date a respetar, sí, estás soltera, pero eso no quiere decir que seas objeto de cualquiera. Se sabia, estudia cada pretendiente a detalle y permítete conocerlo bien antes de llegar a más. Sean amigos primero (siempre lo decimos), no te afanes, no digas ¡sí! A la primera, recuerda estás disponible, más no desesperada.

Verdad #2: No esperes una relación diferente si siempre buscas en los mismos lugares

Muchas de nuestras amigas solteras lo están debido a su poca vida social, siempre salen con la misma gente. No se atreven a conocer nuevas personas. Sus amigos son sus amigos y punto. No es que vas a salir a la calle a decirle “Hola estoy soltera” a cualquier hombre que veas, pero si estar más abierta a conocer gente nueva. Haz un compromiso contigo misma. Amplia tu círculo social.

Sabemos que Dios te dará alguien a quien amar, pero qué tal si primero hacemos amistades duraderas ¿Quién quita y de allí salga el hombre de tu vida?

Verdad #3: Ser primero su amiga te ahorrará besar muchos sapos

¡Sean amigos primero! Verás, cultivar una relación de amistad antes de pasar a la etapa romántica y de noviazgo te permitirá conocer verdaderamente al chico en cuestión, y es que cuando se es amigo es cuando se muestra la verdadera personalidad, gustos, actitudes, y hasta malas mañas… Porque estemos claras, nadie en actitud de “cortejo” se muestra tal cual es, sino que se hace un esfuerzo por mostrar la mejor cara en pos de conquistar a esa otra persona.

Esta estrategia te permitirá entonces conocer bien al chico (y que él te conozca a ti), y darte cuenta si es un buen chico o no, si es lo que estás buscando o no, si son compatibles o no y si tiene buenas intenciones o no. Así que “keep calm” y sean amigos primero. Te evitarás muchas decepciones, malos ratos y por supuesto, el mal sabor de besar tantos sapos en el camino.

Verdad #4: Si no eres feliz con tu soltería, nada te garantiza serlo en compañía

Querida mujer soltera, tu felicidad no está condicionada a la presencia o ausencia de ningún hombre en tu vida. Estar en pareja no te hará más feliz de lo que eres estando soltera, sí, es bonito, pero también tiene algo de sufrido el amor. Lo que queremos decirte es que tu felicidad depende únicamente de ti, de que decidas afrontar la vida con la actitud correcta, de que decidas entregar a Dios tu anhelo de tener pareja y descanses en Él.

Aprovecha tu vida ahora para cultivar tu relación con Dios, para invertir tiempo en ti, en tu familia, en tus amigos, en tus metas personal es y profesionales. Todas las etapas de la vida tienen su belleza y su provecho, y en todas podemos ser felices y encontrar disfrute y la soltería no es la excepción.

Advertisement

Solo entendiendo ésto podrás tener en un futuro una relación de noviazgo sana y posterior matrimonio con ese hombre que Dios tiene para ti, ya que no estarás con él por dependencia sino por amor, y sabrás afrontar los retos del matrimonio con sabiduría en lugar de berrinches.

Verdad #5: Tu sensualidad solo atraerá sapos, tu personalidad atraerá al príncipe azul

¿De verdad crees que mostrando tu cuerpo y tomando esa actitud de chica sensual atraerás al hombre correcto a tu vida? Amiga, no te engañes, sí; los hombres se sentirán atraídos por un físico bonito (y los sapos sobre todo) se sentirán emocionados por una aventura con la chica que los provoca, pero lo cierto es que ellos no buscan nada serio con una chica que deja poco o nada a la imaginación.

Un hombre valiente, caballeroso y respetuoso no mira la sensualidad para escoger a la mujer de su vida, por el contrario, buscan a una mujer sencilla, que se valora y se da a respetar, que no se vale de su cuerpo para conquistar pues no le hace falta, pues su personalidad atrae y su dulzura enamora.

Ahora pregúntate ¿que tipo de hombre quieres atraer a tu vida? ¿será a muchos sapos o al indicado? La idea no es dejar de ser una mujer soltera porque otras de tu edad ya están comprometidas y tú no, la idea es que si vas a dejar la soltería, sea con alguien que de verdad valga la pena, te valore, te respete y te ame.

QUIZÁS DEBAS LEER ESTO: ¿Qué hacer mientras espero a mi futuro esposo?

Parte del texto de consejos para solteras cristianas proviene del escrito por: Sharon Dickens para 20schemes.com (traducido con adaptaciones).

 

¿QUIERES SER BLOGGER?

NUESTRO DEVOCIONAL

DESCUBRE

Comparte este Artículo

smiling-young-beautiful-woman-using-mobile-phone-XB8WMJW.jpg
logo entaconadas

Síguenos en Instagram

Y disfruta de todo el contenido, reflexiones, frases, vídeos y Lives que allí compartimos.