El outfit perfecto

Para nosotras las mujeres es super importante encontrar el outfit adecuado según la ocasión. Cuando vamos al Gym no estamos pensando en ponernos un vestido largo, entallado y con pedrería, ni ir a una boda en pijama.

Nos guiamos en la estacion del año, la hora del día y el grado de formalidad para escoger la ropa adecuada; por supuesto, analizamos los trucos para ocultar los kilos de más o vernos más altas y  cuando por fin tenemos lo básico, le siguen los accesorios, el calzado, el peinado y el maquillaje; uff! Cuanto esfuerzo para que el mundo nos vea bellas.

Advertisement

Pero ¿que tal si existiera un outfit atemporal, que combinara con todo y que sea tan deslumbrante que opaque detalles insignificantes  como la baja o alta estatura, si eres demasiado delgada o estás pasada de peso, si tu nariz es grande o tus ojos pequeños; y que además, al usarlo encuentres una satisfaccion indescriptible y en lugar de recibir alagos pasajeros te haga ganar una recompensa eterna?

En Colosenses 3:12 nos describen ese outfit:

“Dado que Dios los eligió para que sean su pueblo santo y amado por él, ustedes tienen que vestirse de tierna compasión, bondad, humildad, gentileza y paciencia.”

Imagínate si pusiéramos el mismo énfasis y esfuerzo que dedicamos para vestir nuestro cuerpo a vestir nuestro corazón con compasión, bondad, humildad, gentileza y paciencia. ¿Cómo sería levantarnos por la mañana cada día y pensar “hoy me voy a vestir para Dios” para que nos encuentre hermosas, aceptas a sus ojos y nos corone con su favor?

Advertisement

Pero, ¿Cómo vestirnos así?, no parece muy fácil por que no es algo que encontramos en las tiendas.

Pues, acercándonos a Él en oración y leyendo Su Palabra todos los días es la forma en que vamos trasformando nuestro corazón a la imagen de Jesucristo, varón perfecto y acepto a los ojos de Dios.

Esforcémonos por no perder nuestra paz, por estar siempre alegres, por cerrarle la puerta al orgullo y vanidad para ser humildes, por actuar en misericordia para los demás, por perdonar a quienes nos lastimaron y pedir perdón por nuestros errores, por ser amables con todos tratándoles como nos gustaría ser tratadas y especialmente por amar de la forma en que Dios nos ama. (1 Corintios 13:4 al 7)

Sobre todo, vístanse de amor, lo cual nos une a todos en perfecta armonía.”  Colosenses 3:14

Y tú, ¿ya pensaste que te pondrás mañana?

Escrito por Nori Samayuri Tapia

Nori es mexicana, Licenciada en Comunicación Social, mamá, esposa y seguidora de Jesús. Instagram: @moreneishon

Comparte este Artículo

smiling-young-beautiful-woman-using-mobile-phone-XB8WMJW.jpg
logo entaconadas

Síguenos en Instagram

Y disfruta de todo el contenido, reflexiones, frases, vídeos y Lives que allí compartimos.