Cómo comportarte en esa cita con el chico que te gusta

cita con tu chico ideal
Leía un divertido post de un amigo y con mucha tela que cortar sobre ¿cómo debe un chico actuar durante una cita con alguien que le gusta? Después de unas cuantas risas y aprobaciones, me animé a compartir con las chicas una perspectiva femenina de la misma situación. Eso sí, no hay fórmula para que una cita vaya bien, no obstante, sí hay unas cuantas cositas que como mujeres podemos hacer durante la misma para garantizar que nuestra actitud deje una buena impresión (independientemente de si vas a continuar saliendo con el chico o no).

1. Sé toda una dama
Y con esto quiero decir: déjalo ser un caballero. Con el avance desaforado del feminismo se está dejando tan atrás la necesidad del caballero en el mundo, que la mentalidad de “yo puedo sola, no te necesito” está logrando que los pocos que aún se muestran caballeros no les quede ni ganas. Muéstrate amable y dispuesta a colaborar, sin embargo, si su respuesta es “déjame ayudarte” o “yo pago” permite que lo haga y dale las gracias.

2. Sé auténtica
Las mentiras siempre se descubren, es mucho mejor mostrarse con defectos y virtudes que generar un interés en la otra persona por alguien que no existe o que dista mucho de la realidad. Si quieres realmente a alguien que te valore por quien eres, no maquilles tu personalidad, tus intereses, tus valores, ni tu risa escandalosa (sí, yo me río así y me gusta). Al final, la persona que de verdad sienta interés por ti va a querer todo el paquete.

3. Déjalo hablar, por favor
Las mujeres gastamos 25.000 palabras por día mientras que los hombres solamente 10.000, creo que ya tienes idea de a lo que me refiero. Durante la cita mantén una conversación fluida y aprovecha esas palabras que le quedan para conocerlo más. No lo atropelles con tus historias interminables que concatenan desde la última película que viste hasta la comida favorita de tu mamá ¡que es una cita, no un monólogo! Escúchalo, pregunta por sus gustos, conócelo y disfruta la conversación.

4. Sonríe
A menos que sea una cita terrible, sonríele. Eso le muestra que la cosa va fluyendo bien y va a generar mayor confianza entre ambos. Tampoco finjas que te mueres de la risa con sus chistes malos, jeje… pero al menos demuestra que la estás pasando bien. Esto le va a animar a una posible nueva invitación.

5. Espera 

Este es el paso más difícil, lo sé. Muchas nos desesperamos luego de la salida pensando que luego el galán te escribirá a cada microsegundo, deseándote “buenos días”, “buenas tardes” y “buenas noches”, convirtiéndose en un príncipe encantador. Bájale dos” a las expectativas y toma una dosis de realidad, es un hombre de carne y hueso, también con defectos y virtudes.

Medita en lo que conversaron durante la velada y trata de pensar qué otras cosas te gustaría saber de él, para tú también definir si lo que estás conociendo se alinea contigo misma. Por lo que más quieras, ¡no lo ataques a mensajes y llamadas!, no seas intensa (esto los espanta), lo mejor es esperar, si está interesado lo va a demostrar. Lo último que quieres es enredarte en una relación precipitada con alguien que realmente no conoces para luego tener la desdicha de terminar ambos muy desilusionados.

Para finalizar, no te aseguro que con esto él va a llamar a sus amigos y familia para decirles: ¡CONSEGUÍ EL AMOR DE MI VIDA! (de verdad, NO lo va a hacer) pero al menos sí lo tendrás pensando en ti y en cómo sorprenderte la próxima vez. Y si no hay próxima vez (¡ouch!) no te preocupes, no le guardes rencor y no lo desprestigies delante de todas tus amigas (¡por favor! Esto es terrible). Cada oportunidad en la que te permites exponerte, también aprendes un poco más de ti misma, así que mantén tu seguridad en Cristo, Él está preparando el mejor hombre para ti… y si nunca llamó, este simplemente ¡se lo perdió!

DESCUBRE

Comparte este Artículo